AMARAL: Con el rumbo claro.

CAEM (Salamanca). 06.06.14.

El concierto de AMARAL en el CAEM salmantino dentro del Facyl Festival y la colaboración con el proyecto solidario de Ayuda en Acción, eran suficientes motivos como para desplazarnos a cubrir el concierto y dejar constancia de lo que allí pasase. Dentro de esta mini-gira festivalera de ensayo sonoro en la que se han embarcado Eva y Juan, en este 2014, el pasado viernes se tomaban un respiro con un concierto propio de la banda y de larga duración. En un recinto que ya ha visto actuar al grupo en giras pasadas y en el que las condiciones acústicas son inmejorables, estaban todos los astros alineados para que fuera una noche especial.

Los leoneses de The Bright fueron los encargados de abrir la noche regalando media hora llena de buena música. Hexágonos o Your private garden fueron alguno de los temas que sonaron y donde Miryam y Aníbal demostraron la calidad sonora que tienen. Os recomendamos que no dejéis pasar la oportunidad de disfrutar de alguno de sus conciertos, bien sea en acústico o con banda completa, porque no os van a indiferentes. Caliente el ambiente, llegaba la hora de la verdad, llegaba la hora de Amaral.

Fue un concierto de matices, quizás pequeños a simple vista, pero que susurran al oído muchas ideas de lo que pueden estar buscandoAmaral para su próximo trabajo. Desde el inicio del show con Eva y Juan solos encima del escenario para tocar mano a mano y en acústicoSin ti no soy nada, continuando con una enérgica e inusual presentación de toda la banda en el inicio del segundo tema de la noche, Kamikaze, pasando por la recuperación de Unas veces se gana y otras se pierde con grandes cambios que luego comentaremos o la visita de temas como Días de Verano, Moriría por Vos o En solo un segundo, que sonó en el primer bis de la noche y que mejoró, aún más, a la versión que pudimos escuchar en giras pasadas.

La intensidad de los shows va en aumento y cada vez hay menos espacio para la relajación, Los set list son cada vez más enérgicos y de ello se encargan temas como Montaña Rusa, Hoy es principio del final o Hacia lo Salvaje. A esta intensidad se suman perfectamente 2 de los nuevos temas que están estrenando en esta mini-gira como son Cazador y guerrillera Ratonera. Aunque más tranquilas en relación al resto de temas seleccionados, mención aparte merecen Nocturnal (Tema sin título) y Unas veces se gana y otras se pierde.

Sin duda, Nocturnal es, de los cuatro temas nuevos, el que tiene la letra más Amaral de todos, el tema más redondo y reconocible y que aparentemente puede estar ya terminado. Aunque la evolución es constante y de ello damos fe después de ver la nueva versión que nos presentaron de Unas veces gana y otras se pierde. Ha vuelto con una intro más larga, algo menos andina sin la mandolina de Juan, que la ha cambiado por el teclado y la guitarra eléctrica y donde vimos a Jaime G. Soriano golpeando sutilmente con una baqueta su guitarra. Libre es la opinión pero a nosotros nos encanta.

Dos anécdotas de la noche, que no debemos dejar pasar por simpáticas, fue el juego que le dio a Eva el vestido largo de corte casi medieval que lució para la ocasión y que no dejó de menear con gracia durante todo el concierto y el gran feedback que hubo con el público toda la noche, que respondió con cariño y aplausos el leve olvido en la letra de Salir Corriendo y a la que con gracia Eva comento al terminar el tema -Y ahora que venga la otra cantante…la buena!!!-

Después de dos intensas horas de concierto, con un público volcado con el grupo desde hacía mucho tiempo ya y con el segundo bis de la noche aun por disfrutar, era momento de despedirse de manera relajada, de bajar pulsaciones y de saborear lo vivido con la emoción perfecta de Cuando suba la marea.

Quizás mucho o quizás poco, según se mire, pero Salamanca ha sido un buen concierto para medir las fuerzas de los maños y según lo visto, están en muy buena forma.

Texto y Foto: Víctor López.

Más antigua AnteriorVolver a crónicasSiguiente Más reciente